Tareas Invisibles, skill para Amazon Alexa

VUI

Esta skill fue desarrollada durante el Hackathon Alexa: Impacto Social organizado por la comunidad Women in Voice y Comunidad Alexa celebrado entre el 24 y 26 de Septiembre de 2021.

Si algo hemos aprendido durante la última pandemia es que las tareas domésticas, tales como hacer la comida, limpiar, o cuidar sostienen la economía y son imprescindibles para la paz social en el hogar.

Estas tareas invisibles por desgracia aún no están remuneradas, suelen estar mal repartidas y recaen principalmente en mujeres, generando tensión en la convivencia e incluso problemas de salud.

Con la skill Tareas Invisibles pretendía facilitar el registro de las tareas domésticas asignando la persona que las hace y el tiempo que dedica. De esta forma podremos dar visibilidad en cualquier momento al trabajo que se realiza pudiendo consultar quién es la persona que está soportando mayor carga de trabajo.

Prototipando con Voiceflow + Google Sheets

Tareas Invisibles con Voiceflow

El desarrollo de esta skill ha sido realizado con Voiceflow y los datos se han almacenado y obetnido de Google Sheets. Los pasos seguidos para el diseño y puesta en marcha del prototipo fueron los siguientes:

  1. Diseño de conversaciones naturales para identficar happy paths y caminos alternativos. (las modifiqué varias veces)
  2. Identificación de utterances, entities y mapeo con intents.
  3. Pequeña prueba de conexión de sheets + Voiceflow (para asegurarme que podía realizar la escritura y lectura de datos).
  4. Implementación de un intent cada vez que pudiera probar de forma aislada.
  5. Pruebas con personas diferentes (la suerte de los hackathones en remoto es que pueden conciliarse la vida familiar ¡mi target perfecto!)
  6. La demo más cutre del mundo (¡y hasta 5 intentos de grabar un vídeo!).

Decisiones que tomé durante el diseño y desarrollo:

  • Descartar ideas irrealizables rápido.
  • Probar las herramientas y dedicar un par de horas a ver vídeos de ejemplos para no atascarme con errores que podían surgirme.
  • Utilizar la voz de Enrique y no la de Alexa. De esta forma quería romper con la relación “voz femenina = asistencia, cuidado = ayuda en el hogar”. Si bien es cierto que nuestro aliado feminista no vocaliza del todo.
  • No gamificar la conversación a propósito. No es tu madre o padre quien te habla, no es una competición y no es un juego. Es corresponsabilidad y lo que quería era transmitir compromiso, empatía y cuidado de las relaciones familiares y sociales dentro del marco de la convivencia.